¿Por qué el come mucho pero no engorda y yo como poco pero engordo?

Como bien sabemos la vida es muy injusta, lo digo porque todos tenemos a algún amigo que come muchísimo y no engorda, en cambio nosotros nos bebemos un vaso de agua y subimos dos kilos, ¿verdad? Seguro que muchas veces te has planteado a que se debe y la respuesta más rápida que posiblemente te hayan dado es que “cada cuerpo tiene su metabolismo”. Esto es cierto pero el tema va mucho más allá y hoy quiero explicártelo, porque si nos conocemos a nosotros mismos podremos entender mejor muchas cosas.

Cada cuerpo tiene una forma. La unión de estructura ósea, hormonas y metabolismo se llama ‘biotipo‘ y hay tres tipos:
 

ECTOMORFO: cuerpo delgado y estilizado con un metabolismo acelerado que ayuda a que se queme rápidamente la grasa y que se bajen calorías incluso estando en reposo. Los músculos de este tipo de cuerpo suelen ser largos y les cuesta bastante aumentar la masa muscular. Suelen tener poca fuerza.

 

MESOMORFO: cuerpo con hombros anchos, caderas estrechas y musculado, por normal general armonioso visualmente y con forma de “v”. Tiene un metabolismo que les ayuda si se quieren poner en forma pero también engorda muy rápido desde que se descuidan un poco. Así que tienen que luchar día a día por mantener la balanza equilibrada.

ENDOMORFO: cuerpo que se adapta a como se cuide la persona. Tiene un metabolismo muy lento por eso aumentan de peso con facilidad y necesita mucho trabajo para mantenerse en forma. Suelen tener hombros y caderas anchas con grasa en brazos y muslos. A pesar de eso no suelen tener fuerza. Son los más sensibles a padecer sobrepeso por eso deben cuidarse mucho.

Ahora que sabemos los tipos de cuerpo que hay podemos identificarnos y entender un poco mejor como funciona este. Además podemos ir más allá. Normalmente cuando nos proponemos cuidarnos y bajar de peso miramos fotos de cuerpos de modelos que nos gustaría tener y nos comparamos. Mi consejo es que busquemos un ejemplo de nuestro tipo de cuerpo, ya que si mi cuerpo es de un biotipo será muy complicado conseguir cambiarlo a otro biotipo.
Yo por ejemplo soy endomorfa o como se ha dicho de toda la vida ‘mujerona’. Estrecha de cintura, ancha de cadera, con grasa en los muslos y me cuesta bastante mantenerme en forma porque de nada que me descuido engordo muy rápido. Por eso, para motivarme siempre me fijo en modelos que sean también endomorfas y que hayan conseguido tener el cuerpo que a mi me gustaría conseguir como por ejemplo: Jennifer López, Scarlett Johansson…
 
Aquí les dejo mi muro de Pinterest donde tengo las fotos que me motivan. Es una buena forma de animarme los días que quiero pecar o que estoy de bajón. También es bueno mirar frases motivadoras que nos inspiren a seguir con nuestro objetivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *